Abuso sexual y taza de té

Imagínate la escena:
Un día invitas a un amigo a tomar té y él accede encantado.no quiero te

Preparas el té con todo el cariñito del mundo, se lo sirves y … de repente, dice que ha cambiado de opinión, y que ahora no le apetece.
¿¿¿Qué haces????
¿¿¿Le obligarías a bebérselo???

 

Estoy segura de que no. Lo más
probable es que le preguntes qué le pasa, si se siente bien, si quiere otra cosa…

Pues lo mismo sería cuando en una relación sexual la chica piensa… “Uy, esto no me gusta. O no es como yo quería, o antes quería pero ahora me arrepiento”…

 
Y sin embargo, el chico ¿sabéis que hace? En vez de respetarlo y preguntarle qué le pasa, qué desea, de qué otro modo le gustaría más… Lo que hace es juzgar y cuestionar con preguntas y afirmaciones del tipo:

 
– “Pero tía, ¡no me puedes dejar así!”
– “!Eres una calentona!”

 
Así que la chica para no ser juzgada y cuestionada “se bebe la taza de té” aunque le siente mal y hace lo que cree que el chico espera.

 
Esto también es una agresión sexual. O como dice Angélica Cuenca, es una violación por confianza.

Así que para que hechos de éste tipo no sigan ocurriendo… Os recomiendo ver la presentación
Analogía entre abuso sexual y taza de té. ¡Es genial!

Y ya sabes, si invitas a alguien a tomar té… ¡!!No significa que se lo tenga que tomar!!!
Escúchala- Respétala

https://www.youtube.com/watch?v=FSleY0yTrM4